Saoirse Kennedy Hill, la nieta de Robert F. Kennedy, hermano del expresidente estadounidense John F. Kennedy, ha muerto este jueves a causa de una posible sobredosis. El suceso se ha producido en una vivienda de la familia en Hyannis, en el estado de Massachusetts, según ha informado The New York Times.

“Nuestros corazones están destrozados por la pérdida de nuestra querida Saoirse”, ha indicado la familia Kennedy en un comunicado enviado a los medios de comunicación. “Su vida estaba llena de esperanza, promesas y amor.

Saoirse estuvo apasionadamente conmovida por las causas de los derechos humanos y el empoderamiento de las mujeres y encontró gran alegría en el trabajo voluntario, trabajando junto a las comunidades indígenas para construir escuelas en México”, prosigue la declaración. “La amaremos y la extrañaremos para siempre”.

Hill era hija de Paul Hill y Courtney Kennedy, la quinta de 11 hijos de Ethel Kennedy y Robert Kennedy, el ex fiscal general de los Estados Unidos, que fue asesinado mientras buscaba la nominación presidencial demócrata en 1968.

En un artículo de 2016 para The Deerfield Scroll, el periódico estudiantil de Deerfield Academy en Deerfield, Massachusetts, Hill escribió que intentó suicidarse antes de su tercer año en la institución tras ser agredida sexualmente. “Echó raíces al comienzo de mis años de secundaria y estará conmigo por el resto de mi vida”, dijo la joven sobre su depresión.

Los equipos de emergencias recibieron una llamada el jueves por la tarde desde la villa portuaria de Hyannis. Hill fue trasladada al Hospital Cape Cod, donde los médicos confirmaron su defunción.

Ethel Kennedy, abuela de Hill, ha lamentado lo sucedido y ha expresado que “el mundo es hoy menos bello que ayer”. La familia Kennedy se ha enfrentado a numerosas tragedias.

El hermano de JFK, el candidato presidencial y el senador estadounidense Robert F. Kennedy fue asesinado cinco años después que su hermano, presidente en 1968. Otro hermano, Joseph P Kennedy Jr, murió en la Segunda Guerra Mundial, y su hermana Kathleen Cavendish falleció en un accidente aéreo en 1948.

El hijo del presidente, John F. Kennedy Jr., también murió en un accidente aéreo en 1999 frente a la costa de Martha’s Vineyard, junto con su esposa y su cuñada. El hijo de Robert F. y Ethel Kennedy, David Anthony, perdió la vida de una sobredosis a los 28 años en 1984 y su otro hijo, Michael Kennedy, murió a los 39 años en un accidente de esquí en 1997.

Las desgracias siguieron. Edward Ted Kennedy estuvo involucrado en un accidente en Martha’s Vineyard en 1969 que dejó a una joven muerta. El senador estadounidense cayó de un puente en la pequeña isla de Chappaquiddick. Salió del agua pero su pasajera, Mary Jo Kopechne, de 28 años, no lo hizo. Ted se declaró culpable de un cargo de abandonar la escena de un accidente que causó lesiones personales.

Fuente: El País