José Manuel junto a cuatro de sus cinco hijos.

SANTO DOMINGO.-Ver mujeres entregadas en cuerpo y alma en su rol de madres, sin la ayuda paterna, se ha hecho algo común; pero encontrar hombres que asuman esta responsabilidad por sí solos no es muy cotidiano.

José Manuel Brito, conocido en su círculo de amistadas como Yemsi, es uno de esos casos, desde hace 15 años asumió la responsabilidad de criar solo a sus hijos. Y aunque reconoce que en principio la tarea no le resultó fácil, hoy se regocija al ver que los sacrificios que ha tenido que hacer en el trayecto valieron la pena.

José Manuel junto a sus cinco hijos.

«Tuve que aprender a peinar a mis hijas, a lavarles el cabello para que andaran limpias, que no se notará que no tenía una madre en la casa. Encarar el rol de padre y madre a la vez no es una tarea fácil, pero con la ayuda de Dios lo hemos logrado», recuerda Brito con voz entrecortada.

El padre de familia cuenta que cuando se separó de la madre de sus hijos, estos tenían edades que oscilaban entre seis y 10 años, y que no vaciló en asumir el desafío,  sin importar que para aquel entonces tuviera que ocuparse en varios oficios para poder llevar el sustento a su hogar.

«En ese tiempo yo lo primero que me preguntaba era: ¿Ahora qué voy a hacer solo y con cinco muchachos”, rememora Brito.

Agrega que su objetivo es poder entregarle a la sociedad hombres y mujeres de bien, con temor de Dios, criados en valores y con integridad.

Hijos agradecidos 

Los hijos de José Manuel Brito hoy son dos adolescentes y tres jovencitas, que, al igual que su padre, han decidido entregarle sus vidas a Dios y servirles con entrega y dedicación.

«Tal vez no hemos crecido rodeados de muchos lujos, pero amor, comprensión y dedicación de parte de nuestro padre, hemos tenido suficiente», expresa Sarah Brito.

Santo Vizcaíno, un padre dedicado a su hijo

Para Santo Vizcaíno, de 44 años, la paternidad le cambió.

Cuenta a El Día que ha tratado de ser el modelo de hombre y padre que desea que su vástago, de 10 años de edad, imite en el mañana.

«Trato de darle todo lo que él necesita en el aspecto emocional y económico, a pesar de que no es lo mismo porque no tiene un hogar formal» , dijo Vizcaíno.

Aseguró que el amor es la principal herramienta para salir adelante con la crianza de su pequeño.

» Con amor y cuidado se logran muchas cosas, este es el primer hincapié que se debe tomar en la crianza de los hijos», agregó.

Manifestó que todo buen consejo se empieza en casa. «Yo le exhortó a todos los padres que sean responsables con sus hijos y que no se descuiden de ellos», sostuvo.

— publicidad —